El kínder de Cárdenas

“somos la renovación”, “vamos a acabar la poliqueria tradicional”, “somos alternativos”, “cero corrupción”

Esas son solo 4 de las frases que usaban a diestra y siniestra los hipócritas que hoy levitan en el edificio de la alcaldía de Bucaramanga, mientras estaban en campaña para convencer a todos los bumangueses de que un ingeniero cuasi peruano era el salvador de la ciudad que nos llevaría a ser lo último en guaracha de la transparencia y de la lucha anticorrupción. 

Hoy, después de elegidos, sus acciones cambian bastante y son totalmente opuestas del discurso populista con el que se hicieron elegir. Se agravó el nepotismo, el pago de favores políticos, el amiguismo y el clientelismo, en pocas palabras, la corrupción. 

Cárdenas llegó al quinto piso del ya mencionado edificio a rodearse de gente inexperta. El denominado kínder de la alcaldía está compuesto por gente que aparte de incompetente es egocéntrica, infantil y llena de ínfulas de superioridad;

van por la vida sacando pecho por su puesto y no se conforman con solo trabajar en la alcaldía, eso es muy curtis, ellos van por el puesto de mando, porque claro, tienen que llenar su ego con un poder. Los invito a conocer estos expertos que hoy rigen el futuro de la ciudad.

En primer lugar, tenemos Carlos Sotomonte, el camaleón, es licenciado en literatura; por 4 meses fue Alto Comisionado para la Defensa de Santurbán -por un valor de 40 millones de pesos-, y hoy es asesor de la alcaldía en temas medio ambientales -por 39.6 millones de pesos-; porque en el gobierno en el cual “Gobernar es Hacer” la meritocracia es lo que vale.

Por otra parte, tenemos a Ángel Galvis, ingeniero químico que es el encargado de asesorar al alcalde en temas de transporte masivo, imagínense qué tipos de soluciones en los temas de movilidad nos dará una persona que no tiene las capacidades académicas y que por lo menos en los últimos años no se debe haber subido a un Metrolínea. 

También está John Carlos Pabón, un economista que jamás ha estado en la administración pública y que al igual que los demás está probando suerte a costa del erario. Por último, tenemos a Edson Gómez, ingeniero de telecomunicaciones, re parcero de Cárdenas que está detrás del negocio de la BIG DATA, eje central de plan de desarrollo a pesar de la crisis económica y social generada por la pandemia. 

Pero el contrato de asesores inexpertos es solo la punta del iceberg. El kínder que gobierna se encargó de ubicar a su gente en diferentes puestos, el nepotismo en su máximo esplendor. Miremos un poquito la meritocracia que rige el gobierno Cárdenas: 

  • Andrea Paola Garzón, novia del bachiller asesor Diego Gallardo está contratada en el Instituto Municipal de Empleo y Fomento Empresarial IMEBU.
  • La novia del secretario administrativo César Augusto Castellanos, Laura Melissa Estévez está contratada en Bomberos. 
  • La novia del jefe de prensa José Miguel Mora Cárdenas (amiguísimo de Carlos Sotomonte desde los tiempos de Coraje), Paola Peña, hoy tiene contrato en el Instituto de Salud ISABU.
  • Herling Luna, novia de Daniel Felipe Valencia, también jefe de prensa también fue bendecida con un contrato en el Instituto Municipal de Cultura y Turismo IMCUT.
  • Claudia Uribe, Doris Moncada y Katherine Mojica también entrarían a la alcaldía, esta vez, gracias a su “amigo” disque ambientalista Carlos Sotomonte.
  • Por último, Paulette, no la youtuber sino la novia del secretario de Planeación es la directora del Departamento Administrativo de Espacio Público, DADEP.

Esta serie de contratos revelan no sólo que la alcaldía jugó con las ilusiones de muchos bumangueses mediante su plataforma Ocupadoor al tener los contratos ya amarrados, sino también el silencio cómplice de los medios tradicionales santandereanos, los cuales estaban muy pendientes de gobiernos anteriores, pero con este se hacen los shakiros: brutos, ciegos, sordos y mudos. 

El primer acto de corrupción está en el nombramiento, dice un amigo que muchos tildan de orate, pero que personalmente admiro, pues un orate no tendría tan clara la visión ética de la política.

Cuando se contrata gente no idónea para el cargo, a mis amigos, a las novias de mis amigos o a quien sea para pagar favores, se está corrompiendo el fin del gobierno que es gestionar los recursos de la mejor manera y dar respuestas acertadas a las problemáticas de nosotros los gobernados.

Los bumangueses merecemos gobernantes capaces, idóneos, gente con las aptitudes necesarias para estar al frente de la administración municipal, no un kínder de niñatos hedonistas -comentario que también cito- que a la larga lo que logran es desprestigiarnos a nosotros los jóvenes, personas con todo el entusiasmo y la intención de cambiar la forma de hacer política. La clase política añeja y rancia que lleva años sin tocar la administración municipal se aprovechará de esto para cuestionar a los jóvenes, los ideales de cambio y las grandes capacidades que podemos llegar a tener.

Por esta razón es que debemos como jóvenes interesarnos en la política, participar, opinar, estar inmersos en este mundo; evitando que la clase rancia vuelva, que los falsos alternativos que no nos representan hagan fiestas con nuestros recursos y que el populismo se tome la ciudad. Recordemos siempre que más que el futuro, los jóvenes somos el presente. 

Nota: las hojas de vida que no se adjuntaron es porque no tiene información actualizada en el SIGEP

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: