A Dios rogando y con el mazo dando

De Misty Day

Iván Duque tan campante visitando la finca llamada Arauca y de una la guerrilla del ELN patrullándole pueblos completos, yo siento que nuestro querido amigo canoso lleva años en una especie de The Truman Show, en el que él es el único que cree que es presidente.

¡Rogando! ¡Rogando! Rogando están las familias desplazadas en el departamento de Arauca por al menos una mentira, una mentira de quien sea, ya venga de un micrófono y un corbatín parlante, de unas botas con pasamontañas o de un fusil con bigote, una verdad a medias de quien sea, pero que al menos les dé un poquito de esperanza. Pero ni a eso, por el contrario, llegó Dios con el mazo. Sí, bueno, uno falso, como tantos títeres disfrazados de dictaduras que merodean en estas democracias bastante autocríticas de un occidente cada vez más gris y autoritario.

Vamos a lo inmediato, hablemos de ese falso dios, que en realidad es un falso Márquez, un emisario que vino ayer como alma que lleva el diablo a decir palabras orquestadas y a fingir que es presidente. Sin embargo, no vino solo, vino con su Sancho Panza, el ministro Diego Molano, que de molano no tiene nada. Vinieron muy campantes como si estuvieran de safari por Siria, hablando duro, mirando alto y creyéndose la vaca que más caga, ¡los arrieros de los arrieros! Vaya complicidad criminal la de esos dos gomelos a los que nunca les ha tocado trabajar por nada en la vida, todo regalado, gusanos. ¿Vinieron a qué? A mandar a más pelaos pobres a representar al Ejército Nacional de un país que los excluye, a representar una bandera que para ellos solo es roja. ¡No más! La solución no es mandar más militares a una guerra sin sentido.

Fuente: Ciudadana Araucana

No contentos con la venida del ministro hace unos días, ahora vinieron los dos a poner el «pecho», o bueno, a mandar a pobres a que lo pongan por ellos. Vinieron a un consejo de seguridad, la idea del gobierno es de carácter militar y eso lo demostró con la traída de más de 24 motocicletas para el Ejército y más embarcaciones para la Armada. Causa gracia ver tanto cinismo e ignorancia. Se les debe recalcar que la repuesta de un gobierno supuestamente democrático ante esta situación de conflicto debe ser principalmente humanitaria antes que militar, acá debe ir primero la vida de las familias desplazadas y después esta clase de acciones. Sin embargo, estamos en presencia de un mandato que ha venido dejando de lado el respeto por los derechos humanos y el derecho internacional humanitario.

Vinieron con mano dura a una «gran operación» para derrotar a todos los enemigos fantásticos del presidente, quien habló rápido, mandó más tropa y salió volao’ en el avión. Pero algo que me quedó sonando, y yo sé que a muchos contratistas o dueños de grandes negocios en Arauca también, es que Duque tiene como estrategia un ataque financiero y militar, para lo cual, por un lado, anunció la entrega de las 24 motocicletas para el Ejército y cuatro embarcaciones para la Armada (como mencioné anteriormente) y por el otro, quiere la mayor operación de lucha contra el lavado de activos de esa organización, por lo cual el gobierno también podría ir contra ustedes, señores empresarios, para desestructurar la red de lavado del dinero producido por esa guerrilla. El gobierno quiere cabezas, así que yo veré rodar unas.

Otro punto muy importante es que mientras Iván Duque daba con decoro su discurso en Arauca, la guerrilla del ELN estaba patrullando en La Esmeralda, corregimiento cercano al municipio de Arauquita. Imagínese esos dos cuadros, el presidente de cunita de oro hablando fantasías mientras los milicianos hablaban duro desde las calles de un pueblo, mientras trataban de mantenerse legítimos ante las comunidades a través del miedo y la intimidación, esperando volver a aliarse con sus amigos vestidos de verde para enfrentar a una guerrilla con nombre viejo, pero con nuevas armas. Vamos a ver cuántas vidas inocentes y humildes le cuesta a este conflicto. Y lo más difuso de todo este asunto, ¿en dónde están los carteles de México de los que tanto hablan diciendo que están acá en Arauca? ¿Por qué nadie dice nada de eso?

En este paisaje aliciano bastante subalterno se está pintando una guerra que es antigua, pero que cada año cambia, y nací en un territorio que vive de cerca sus consecuencias. Nunca olvidaré que lo más importante son las víctimas, los desplazados. Y recordaré que ni Pinochet ni Videla tienen tantos muertos como los «presidentes» colombianos. Es relevante no olvidar que las comunidades siguen rogando por un milagro y hay un dios que les da con un mazo, un duro mazo llamado indiferencia. Los obstáculos a la paz y el generar las condiciones para una guerra conveniente para el Estado, y sus fuerzas militares son los principales responsables de todas estas desgracias, y los muertos cada vez más se acercan a las puertas de su palacio, buscando justicia o su cabeza.

Justicia, nada más y nada menos.

Imagen por O7O

Justicia es la primera palabra que vino a mi cabeza después de observar el lamentable hecho de fuerza policial desmedida en el caso del abogado Javier Ordoñez, como todos, me fue imposible no repudiar este acto en el momento de ver en video, las palabras de súplica del hombre, el cual se encontraba totalmente sometido, me hicieron recordar a George Floyd, Con su replicada frase: “I can´t breathe” (no puedo respirar), la súplica repetitiva: “Por favor” ,dada por un hombre brutalmente sometido, me deja los pelos de punta. Esto no es un evento puntual o un hecho aislado en la sociedad colombiana, si bien es imposible desacreditar por completo a una institución por el comportamiento de sus funcionarios, tampoco debemos abstenernos de criticarla

porque como Javier Ordoñez muere el día de hoy por parte de un mal procedimiento policial, también fue el caso de Dylan Cruz, joven de 19 años asesinado por un agente del Esmad en medio de las manifestaciones del paro nacional en las protestas de noviembre del año 2019.


Justicia es lo que se pone en duda, por parte del estado en situaciones como estas, justicia, es lo que la familia del joven Dylan Cruz y los colombianos no hemos tenido. Nos encontramos en una coyuntura bastante compleja dentro del territorio colombiano,

múltiples masacres nos brindan un panorama desolador, de incapacidad del Estado para garantizar la seguridad de la ciudadanía, añadiendo la “cereza del pastel” a un coctel de sangre, vemos este hecho bochornoso por parte de un agente de la policía, el cual sin justificación suficiente, utiliza una pistola eléctrica frente a un hombre rendido, sin poder alguno para reaccionar, no genera otro sentimiento sino de tristeza y rabia, el hombre que graba lo sucedido interactúa frente al policía, recalcándole que este ya se encuentra sometido , desafortunadamente los hechos concluyen con el posterior fallecimiento de Javier Ordoñez dentro de un “procedimiento” de la policía nacional.


Justicia, es la verdadera súplica, por favor justicia, la captura de estos uniformados es de vital importancia para sentir que la palabra justicia no ha perdido su significado en el país, justicia, es lo único que mantendrá a flote a este gobierno, donde la palabra impunidad desaparece cuando no es citada por el señor Álvaro Uribe.

Impune se encuentra el día de hoy la muerte de Dylan Cruz, el cual su asesino se encuentra hoy supeditado a la “justicia” militar, me gustaría ver a este uniformado bajo custodia, de la misma manera en que Derek Chauvin fue puesto en arresto posteriormente a la muerte de George Floyd, mientras comentarios de odio se pueden observar en las redes hacía la institución policial, mi único objetivo es apelar a la justicia, a exigir la justicia real, frente a la muerte de un ciudadano, el cual el día de hoy, no es asesinado por grupos al margen de la ley como lo son múltiples más, es un ciudadano asesinado por el Estado, de esta manera la justicia se hace más que necesaria y un suplica, un “por favor” por parte de la sociedad a un Estado, que el día de hoy, nos tiene sometidos.

Locke, la carrera por las vacunas y el abismo de la ignorancia

Las playas a las cuales encallan las perspectivas de ciencia y la prosperidad que las mismas traen consigo siempre han estado marcadas por el escepticismo del momento social que se vive y siendo tal la situación actual

En un mundo donde se asume la globalización y desarrollo sostenible como un hecho al que las naciones deberían apuntar a desarrollar con mayor alcance de su situación interna

Las ideas antes expuestas sobre la playa de la recepción publica está llena del escepticismo de aquellos que por motivos religiosos, políticos o meramente personales prefieren la indefensión de esa su ignorancia tan marcada por el mismo encierro sobre sí mismos que, y siendo algunos de estos individuos mandatarios de países o simples personas con el manejo de la opinión, en el mundo hoy se ciernen el telón de aquellos que priorizan los interés de su porvenir por encima de el sostenimiento de las sociedades en las cuales conviven.

Decía John Locke sabiamente sobre esta presunta ignorancia

“siendo nuestro conocimiento tan estrecho, quizá obtengamos alguna luz acerca del estado actual de nuestra mente si nos asomamos un poco más al lado oscuro y echamos una mirada a nuestra ignorancia, la cual, como es infinitamente más grande que nuestro conocimiento, puede servir para acallar las disputas y para incrementar los el conocimiento útil si confiamos nuestros pensamientos a la contemplación de aquellas cosas que estén dentro del alcance de nuestro entendimiento, y no nos lanzamos a un abismo de tinieblas, empujados por la presunción de que nada está más allá de nuestra comprensión”.

Locke con esta frase centra el paradigma de la ignorancia, misma que hace ser testarudo a aquel que no solo piensa que realmente sabe sobre el tema en cuestión del mundo (COVID -19 y su respectiva vacuna)

Además de esta característica propia del testarudo, se encierra en ese atisbo de conocimiento que lo encierra en el cuarto oscuro de su ignorancia siendo que del mismo solo lograría salir si le apoyase para que encendiera por sí mismo la luz que lo ha cegado y convencido en creer aquello que lo aleja de una perspectiva o acercamiento más propio y verdadero de la situación que respecta al mundo hoy, que existen alrededor de 3 vacunas en estado de proyección, una ya aprobada por la OMS y con dosis vendidas en Europa.

La las cuales se las ha puesto bajo un halo de incertidumbre que despoja de total seriedad la función y el objetivo primario de las mismas, el cual es el de dar solución a una pandemia global que ha dado a conocer de manera activa.

Desenmascarando las pretensiones de quienes planeaban hacer de ella un revuelo socio político global, las formas bajo las cuales no solo el avance cognoscible del manejo medico ha sido de aporte fundamental, aporte que se sostiene en las ideas de que la experiencia, misma idea defendida por Locke bajo el empirismo, en el campo teórico y práctico que demuestra en casos como el de china con la infección del SARS en 2008 que las pretensiones sobre las cuales se plantea que se logre un fin no deben escabullirse al cerco del entendimiento de las mismas.

Ya que para ayudar a salir al ignorante de su cárcel vale la pena el acceso del saber soportado por el enriquecimiento en pro de un fin de bienestar tanto personal como social